Mes: junio 2016

El brexit y el revocatorio de Maduro… De Luis Mario Rodríguez

Luis Mario RodríguezLuis Mario Rodríguez, 30 junio 2016 / EDH

La salida del Reino Unido de la Unión Europea (UE) utilizó como medio de consulta al referéndum. El sorpresivo triunfo de la alternativa que pedía el abandono de la UE ha demostrado que el populismo penetra toda categoría de sociedades. También nos revela que los referéndums pueden complicar el sistema político de un Estado o bien desenredar los totalitarismos que se han enquistado en los gobiernos. El referéndum revocatorio que exigen los venezolanos contra el régimen de Nicolás Maduro es un buen ejemplo de este último caso.

diario hoyEn contraste con la democracia representativa, que delega a los diputados la adopción de aspectos trascendentales para la vida de los ciudadanos, la democracia directa permite a éstos últimos su participación en la toma de resoluciones en las que los votantes deben optar entre el “si” o el “no”. Precisamente a los ingleses les preguntaron “si debería el Reino Unido permanecer como miembro de la Unión Europea o abandonar la Unión Europea”. El resultado final arrojó un 48.1% para la primera opción equivalente a 16 millones 141, 241 personas, mientras que la segunda obtuvo un 51.9%, de respaldo popular que significó el voto de 17 millones 410, 742 habitantes.

La crítica a la democracia representativa se fundamenta en la pérdida de confianza de la sociedad en sus representantes porque estos abandonan los intereses de la nación. Se señala que entre el elegido y el elector no existe coincidencia de propósitos ya que los legisladores no toman en cuenta las necesidades de la población. Sobre la democracia directa, también conocida como “democracia participativa”, los argumentos de sus detractores se resumen en el abuso que los políticos hacen de los instrumentos que la integran, el referéndum o los plebiscitos, como medios para aumentar la influencia de los poderes del presidente o su reelección indefinida.

Sobre el uso de uno u otro modelo de democracia, o en relación a la combinación de los mismos, existe un debate que se recrudeció cuando varios países suramericanos utilizaron las consultas populares para aprobar nuevas constituciones. Diversos estudios demuestran que si el referéndum se destina para desconcentrar el poder político y fortalecer derechos como el de expresión, contratación, libre tránsito y otros, aumenta el grado de libertad en ese país. Por el contrario, si esas herramientas son aplicadas para consolidar el poder del presidente de turno u otorgar más prerrogativas al Ejecutivo en detrimento del Legislativo, entonces disminuye el grado de libertad de los ciudadanos.

América Latina presenta varios sucesos en los que la democracia directa ha servido para ambos propósitos. En la década de los ochenta, la dictadura de Pinochet sometió la continuidad de su gobierno a un plebiscito en el que terminó imponiéndose el “no”. La victoria de la oposición permitió el inicio de la transición democrática en Chile y para 1990 se eligió democráticamente al democristiano Patricio Aylwin. En el caso venezolano sucedió todo lo contrario. En 2004, ante la convocatoria de un referéndum revocatorio, los venezolanos acudieron a las urnas para decidir la permanencia de Hugo Chávez en la presidencia. Finalmente la determinación de los venezolanos fue la de no revocar su mandato de forma anticipada y Chávez se quedó hasta que la muerte lo separó del poder.

En la última década y media, los casos de Bolivia, Ecuador y Venezuela han “demonizado” el uso de instrumentos participativos porque sus presidentes los han empleado para acabar con los partidos tradicionales sirviéndose de la “antipolítica” para alcanzar su objetivo. Con esta maniobra han logrado entronizarse en el poder por varios períodos.

Al final de la historia, la democracia directa no es más que un complemento de la democracia representativa. Se trata de un protagonismo más directo de los ciudadanos en la toma de decisiones. El “voto cruzado”, los concejos municipales plurales, los procesos de democracia interna en los partidos y la posibilidad de las candidaturas independientes, son “herramientas” participativas que fortalecen a la forma de gobierno establecida en nuestra Constitución. Lo relevante es determinar, desde un inicio, cuáles temas se pueden someter a consulta e identificar aquellos que por ningún motivo serán objeto de esta clase de soluciones.

¿Tiene el FMLN la sartén por el mango de El Salvador? De Alberto Arene

No, porque la sartén se volverá cada vez más pesada y caliente, y el mango más frágil y resbaladizo…

Alberto Arene

Alberto Arene, presidente de CEPA en la administración Funes

Alberto Arene,  30 junio 2016 / LPG

En el Foro de Sao Paolo celebrado la semana pasada en El Salvador, el secretario general del FMLN, Medardo González, afirmó: “Nosotros ahora tenemos el Gobierno. Tenemos, precisamente, la sartén por el mango del Estado de El Salvador y del presidente de la República”. ¿Es cierto? ¿Cuáles son las implicaciones de semejante afirmación?

González es el secretario general más exitoso de la historia del FMLN desde que se convirtió en partido político, liderándolo al triunfo en las últimas dos elecciones presidenciales y convertiéndolo en la primera fuerza política del país, garantizando mejor que nadie su unidad y gobernabilidad interna. Si él se decidiera y hoy votaran por el próximo candidato presidencial, los conocedores de los intríngulis del partido afirman que “nadie podría disputarle a Milton –el seudónimo histórico de Medardo– la próxima la prensa graficacandidatura a la Presidencia de la República”. Y para quienes tienen dudas de sus posibilidades de triunfo subrayan la fuerza de la marca del partido, agregando “si ganó Leonel –seudónimo histórico de Salvador Sánchez Cerén, presidente de la República– cualquiera puede ganar”.

Tener la sartén por el mango significa tener el poder absoluto, dominar la situación. El FMLN ¿realmente tiene el poder y domina la situación?

Respecto a su legitimidad de origen, el FMLN ganó la presidencia con solo 6 mil y pico de votos, perdiendo menos de un año después el primer lugar en las últimas elecciones legislativas y municipales. Respecto a su legitimidad de desempeño, el país lidera hoy los índices de epidemia social y criminalidad a nivel mundial, el menor crecimiento económico de Centroamérica y uno de los más bajos de Latinoamérica, con una deuda pública insostenible que limita sus opciones fiscales y márgenes de maniobra. Y se dirige a una crisis fiscal-financiera y a un inevitable ajuste por aumento de ingresos (impuestos) y reducción y contención de gastos (recortes), con enormes costos políticos y electorales, inviabilizando su programa de cambios en los tres años restantes de su gobierno.

Respecto al poder del Estado, el FMLN controla el Ejecutivo y, a veces, la mayoría simple del Legislativo en alianza con un pequeño partido de la derecha (GANA) cuyo líder asumirá en 6 meses la presidencia de la Asamblea Legislativa. Desde entonces hasta el final del mandato del gobierno, GANA evitará votos impopulares que puedan afectarlo en las próximas elecciones legislativas (2018) y presidenciales (2019). La mayoría calificada solo es posible con el apoyo de ARENA –principal partido de la oposición– que condicionará sus votos para más préstamos de mediano y largo plazo y, eventualmente, para reestructurar y refinanciar la deuda pública, a que el gobierno contenga el gasto mediante una ley de responsabilidad fiscal de estricto cumplimiento, y abandonar su reforma de pensiones para financiar parte del déficit fiscal en el resto de su gobierno, reforma que tampoco apoya GANA. En cuanto a la Sala de lo Constitucional a quien el FMLN acusa de estar al servicio de la derecha y del imperio, es considerada nacional e internacionalmente la más profesional e independiente de la historia. Y su cambio en 2018 también necesitará mayoría calificada.

En el plano internacional, la dependencia de y compromisos con Estados Unidos son muy grandes para lograr la prolongación del estatus de cientos de miles de salvadoreños para vivir y trabajar en Estados Unidos (TPS) y para el financiamiento de cientos de millones de dólares del Fomilenio II y de la Alianza para la Prosperidad del Triángulo Norte de Centroamérica, condicionados al respeto del Estado de Derecho y de la institucionalidad, y a la transparencia y al manejo probo de los fondos públicos. Y con la crisis de Venezuela y los cambios de gobierno en Argentina, Brasil y Perú, el eje del ALBA –la familia latinoamericana a la que pertenece el FMLN y su gobierno– se debilita aceleradamente, restringiendo aún más el espacio de maniobra internacional para el resto de su mandato.

Pero el principal mango aliado del FMLN es la debilidad de ARENA y de la oposición y la ausencia de un proyecto serio para sacar al país de su crisis histórica, enrumbándolo hacia la prosperidad y el futuro.

El motivo de preocupación por la afirmación tan errada como firme del secretario del FMLN son sus implicaciones para enfrentar la crisis nacional. Creyendo que tiene control de la situación nacional y del poder táctica y estratégicamente, sin medir fría y objetivamente la correlación integral de fuerzas, desecha el camino de acuerdos nacionales, imperativo para enfrentar estratégicamente la crisis de seguridad, fiscal y económico-social.

No, señor secretario, el FMLN no tiene la sartén por el mango, porque la sartén se volverá cada vez más pesada y caliente, y el mango más frágil y resbaladizo…

Aproximaciones a un enigma. De Giaconda Belli

GIACONDA BELLI, scritora nicaraguense

Giaconda Belli, escritora nicaraguense

Giaconda Belli, 28 junio 2016 / CONFIDENCIAL

¿Qué le pasa a Daniel Ortega? Creíamos que había aceptado convivir con ciertas reglas del juego democrático y que las encuestas y los altos números de favor popular para él y Rosario Murillo, le permitirían continuar la sui-generis política de zanahoria y garrote que llevaba hasta ahora. Yo hasta me atreví a sugerir que la praxis de este gobierno se podía calificar como una “dictablanda”. Lo dije pasándome yo misma de democrática, en el sentido de que a menudo el discurso que tildaba de “dictador, tirano y otro Somoza” a Ortega, me parecía demasiado similar al tono sandinista de los ochenta, y al mismo tono que usa Ortega. Son discursos blanco y negro, pensaba yo. No hay ningún chance de inclusión o de comprensión de las razones del disenso mutuo. Parece que el uno solo pudiera existir si el otro no existe. Y la verdad es que, como ciudadanos del mismo país, tendríamos que aspirar a poder coexistir, no importa cuán diferentes sean nuestras ideas.  Quienes abogamos por la democracia, no podemos sonar iguales que un liderazgo populista que no ha tenido empacho en devorar a los propios hijos del partido antes que soportar sus desacuerdos.

Triste ha sido darme cuenta que mi pequeño optimismo político era infundado, y que hablar de dictadura o de la sombra de Somoza, no ha sido prematuro o vano, aunque siga pensando que es necesario otro lenguaje.

confidencialAsí que ya estamos en el populismo puro y duro que aborrece la democracia y que ha logrado, a través de la manipulación de leyes e instituciones, conservar el espejismo de una formalidad democrática, mientras vacía de contenido y obstaculiza la participación en el juego político de ese sector de la población, grande o pequeño, que no piensa de la misma manera.

El endurecimiento de las últimas semanas, me atrevo a afirmar, es una directa consecuencia de los problemas de Nicolás Maduro con una oposición cada vez más capaz de señalar responsabilidades y malos manejos y cada vez con más respaldo popular. Sumemos a eso alguno que otro consejito: “no dejes que la oposición exista, chico, córtala por lo sano antes de que tenga oportunidad de crecer. Mira lo que pasa en Venezuela.”  En el esquema populista radical de Ortega, la idea de elecciones libres, de alternabilidad en el poder, es un truco burgués. Esa fue la manera de pensar de la izquierda hasta la crisis del socialismo real. El fracaso de este, condujo a una crisis ideológica que dio dos resultados: una parte de la izquierda se democratizó; se dio cuenta de que un socialismo impuesto a base de la privación de libertades, no construía ni al hombre nuevo, ni la sociedad justa. Otra parte abrazó el populismo: libre mercado, manipulación de las culturas populares y un reducido espacio democrático basado en “elecciones” amarradas para que se acepte el modelo a nivel internacional. Pero Ortega ya vio lo que pasó con el peronismo en Argentina, en Bolivia con el referéndum de Evo, y ve lo que pasa en Venezuela. Él no quiere que en Nicaragua exista esa alternativa. La receta más fácil: terminar la oposición antes de que levante cabeza y se organice.

Es interesante que le quita la representación legal al PLI a Eduardo Montealegre justo cuando este había logrado alguna tracción con la elección de Luis Callejas y Violeta Granera como fórmula; y con personas conocidas como Berta Valle o Ana Margarita Vijil, dispuestas a ser diputadas. Luis y Violeta, me atrevo a especular, habrían logrado entusiasmar a buen número de gente del campo y de las ciudades, porque son un binomio honesto, caras nuevas, más jóvenes. Además durante los procesos electorales, la gente suele abrir su percepción a lo que está bien o mal a su alrededor y siempre los partidos que no gobiernan pueden prometer más. El punto es que Ortega cortó las alas de una alternativa opositora configurada sobre una alianza amplia. La Suprema le sirvió en bandeja el litigio engavetado hacía cinco años. Rosales y Solís se prestaron disciplinados al juego, si es que no le dieron la idea y zas, cayó la guillotina.

No se asombre nadie que multitudes no hayan salido a la calle a protestar. La figura de Eduardo Montealegre no arrastra mucha gente. Si Luis y Violeta y Ana Margarita y Berta u otros diputados hubiesen estado en campaña más tiempo, de seguro podrían haber reunido buenas concentraciones, pero el régimen no les dio tiempo. Fue una operación quirúrgica con unos drones llamados Rosales y Solís. Ambos bien conocidos por otros “fallos” legalmente insostenibles, pero “artísticamente” construidos.

Paradójicamente, la maniobra fue tan burda y la guillotina tan obvia que a la larga lo que lograron fue deslegitimar las elecciones y legitimar a la oposición.

Luego están las expulsiones que tienen tan preocupado al COSEP, que hasta ahora ha sido interlocutor contento de Ortega. Un profesor y dos trabajadores de las Aduanas (los tres ciudadanos de EE.UU.),  según dicen los medios, expulsados a menos de 24 horas de estar en el país. Una investigadora mexicana acosada hasta que se marchó y los seis internacionalistas de ese movimiento del Buen Vivir que fueron acusados de manejar explosivos primero y después declarados inocentes, pero deportados y puestos, como quién dice, “de patitas en las fronteras norte y sur”. Hasta ahora eso no se había visto. Nicaragua ha sido un país abierto. Reporteros e investigadores de todas las nacionalidades se han podido reunir, no con el gobierno, pero sí con gente pro y contra del mismo. De un sopetón, se cambiaron las reglas en estas últimas semanas. Una medida ciertamente extraña por no decir innecesaria, pues no hay nada conocido que lo justifique. EE.UU. ha estado de lo más amable con este gobierno y la embajadora Dogu fue de lo más diplomática aún en sus quejas.

Lo que sí hay que decir es que hemos pasado de un marco relativamente claro del actuar de Ortega a un clima no solo de desconcierto, sino de palpable temor e inseguridad. ¿Era necesario? Sería que, como en Roma, alguien consultó el oráculo, vio desastres y decidió impedir los malos augurios?

Imposible saberlo. Solo podemos aproximarnos a una respuesta y esperar que se recapacite. Quizás los que dan las órdenes realicen que los malos augurios se cumplieron todos al otro lado del Atlántico con el Brexit, y no siembren más vientos, ni invoquen tempestades.

 

Izquierda continental rechaza a la CICIG. De José Rubén Zamora

José Rubén Zamora, presidente de El Periódico, Guatemala

José Rubén Zamora, presidente de El Periódico, Guatemala

José Rubén Zamora, 29 junio 2016 / EL PERIODICO

La XXII edición del Foro de São Paulo realizada en El Salvador entre el 23 y 26 de junio finalizó con 23 conclusiones, entre las cuales se rechaza el funcionamiento de la Comisión Internacional Contra la Impunidad en Guatemala (CICIG), por considerarla una “injerencia de los Estados Unidos”, que irrespeta la soberanía de los países. Los países firmantes se refirieron de esta forma al tema:

En la actual coyuntura es importante resaltar que en Guatemala se produjo una maniobra política impulsada por las fuerzas de la derecha empresarial, con el apoyo de la Embajada de Estados Unidos, para construir el triunfo electoral del cómico Jimmy Morales, apoyado por exmilitares de la ultraderecha, como parte de su estrategia global en contra de la corrupción, iniciada con el golpe en contra de la dirigencia de la FIFA. La estrategia imperialista ha comprendido debilitar a los candidatos que les resultaban indeseables en las pasadas elecciones, para en un segundo momento afectar a los grupos oligárquicos involucrados en evasión de impuestos y lavado de activos. Esa estrategia incluye perseguir penalmente a Screen Shot 2016-06-30 at 4.32.36 PMfuncionarios y empresarios corruptos, introducir cambios en el sistema de justicia, fortalecer algunos espacios democráticos y cambios importantes en el modelo económico oligárquico plutocrático, que limita el crecimiento de la economía nacional, ha generalizado la pobreza (según datos oficiales, el 60 por ciento de la población vive en la pobreza), y construye un escenario de generalizada inestabilidad.

En Guatemala, Estados Unidos está aprovechando el trabajo a favor del fortalecimiento de la justicia que ha impulsado la Comisión Internacional Contra la Impunidad (CICIG) creada por la ONU, originalmente a raíz de los Acuerdos de Paz, para desmantelar las estructuras de poder paralelo que sembraron el terror en el país entre 1954 y los primeros años de la década del noventa. En ese sentido, aunque el fortalecimiento de la justicia que se está produciendo en Guatemala es real y beneficioso para el país, la intención de Estados Unidos es crear un efecto demostración, que les permita promover comisiones internacionales similares, controladas por ellos, como ya pasó en Honduras con la creación de una Comisión en el marco de la OEA, para intentar desestabilizar al gobierno del FMLN en El Salvador y probablemente intentaría hacerlo más tarde en contra del FSLN en Nicaragua. Un conjunto de factores, incluyendo las movilizaciones que de abril a septiembre se produjeron en buena parte del país, pero en especial las investigaciones penales por casos de corrupción que han desarrollado la CICIG junto al Ministerio Público, han producido además la captura de dos expresidentes del Congreso de la República, de varios exdiputados y la solicitud de antejuicio en contra de otros dos expresidentes del Congreso y cinco diputados más.

El “Titiritero” detrás de la resolución del XXII Foro de Sao Paulo

Ángel González, un hombre de negocios apátrida, que practica el pragmatismo pervertido y sin ideología, que igual establece alianzas con las derechas e izquierdas corruptas. Es uno de los bastiones del FMLN en El Salvador, de Daniel Ortega y el FSLN en Nicaragua y del presidente Rafael Correa en Ecuador, pero también ha sido aliado de Otto Pérez Molina y Roxana Baldetti en Guatemala, como lo fue de Fujimori y Vladimiro Montesinos en Perú y de los Kirchner en Argentina.

A pedido del Presidente Correa compró uno de los últimos diarios de prensa independiente de Ecuador, quizá el más importante de ese país. Ahora, ha cobrado facturas a sus socios izquierdistas del continente y con el liderazgo de Correa y el soporte del FMLN de El Salvador y el FSLN de Nicaragua, ha inducido a través de sus operadores una resolución en contra de CICIG con aire “anti-imperialista”, no obstante, vive y disfruta de las comodidades, la civilización, el respeto, los privilegios, lujos y las seguridades de las que solo puede gozar un billonario de su dimensión y calibre descomunal en los propios Estados Unidos, con el capital incalculable que ha acumulado exponencialmente esquilmando Centro y Sudamérica y el Caribe y degenerando sus respectivas democracias.

La CICIG, fue ideada, conceptualizada e impulsada por los guatemaltecos. Sin embargo, para ellos –los izquierdistas verticalistas y de discurso único– y para Ángel Remigio González y González, no es la Fiscalía Contra la Corrupción y la Impunidad que derrumba a los todopoderosos (no importa la cuna donde nació ni el poder que ejerció), sino el instrumento del imperio –los Estados Unidos de América– para dominar y someter a América Latina.

Ángel Remigio González y González dirige y controla sus monopolios de televisión, oligopolios de radios, medios escritos, restaurantes y bienes inmobiliarios en Guatemala, El Salvador, Honduras, Nicaragua, Costa Rica, República Dominicana, Ecuador, Perú, Uruguay, Paraguay, Argentina y Chile, todos a través de prestanombres y testaferros, desde su mansión en Key Biscayne, en Miami, Estados Unidos, de donde es residente y tiene establecidas desde hace bastante más de una década sus oficinas centrales.

A continuación, cómo Ángel Remigio González y González interpretó y difundió la Resolución del XXII Foro de São Paulo, a través de Radio Sonora en Guatemala y el diario El Comercio de Ecuador, ambos propiedad del magnate mexicano:

El domingo 26 finalizó en El Salvador el Foro de São Paulo, con la presencia de la militancia de izquierda de distintos países. Uno de los acuerdos a los que llegaron los asistentes al final de la reunión fue unirse contra una supuesta injerencia de los Estados Unidos. Las reuniones y deliberaciones de los representantes de los movimientos de izquierda regionales duraron cuatro días y culminaron con 23 resoluciones. Uno de los principales temas discutidos fue el rechazo a la creación de organismos como la Comisión Internacional Contra la Impunidad en Guatemala (CICIG). El líder y secretario general del FMLN, Medardo González, advirtió que se trata de “esquemas políticos intervencionistas que más bien lo que hacen es debilitar (la política interna) y están evidenciando que están usando a Guatemala como un laboratorio político”. En el Foro se hizo énfasis en la “lucha en contra de la ofensiva imperial, en contra de todos estos métodos”.

A la presente edición del Foro de São Paulo asistieron unos 500 políticos de izquierda del continente, el cual fue fundado por el Partido de los Trabajadores en São Paulo en 1990 para debatir sobre el escenario internacional después de la caída del Muro de Berlín.

El Foro de São Paulo es una instancia creada por Fidel Castro y Lula Da Silva para reagrupar a las organizaciones de izquierda en el continente. Lo ha liderado también Hugo Chávez y ahora está en manos del presidente de Ecuador, Rafael Correa.

El Presidente de Ecuador tiene una estrecha alianza con Ángel Remigio González y González, el dueño del monopolio de canales de televisión abierta en Guatemala, cuya esposa tiene una orden de captura internacional al ser acusada por la CICIG y el Ministerio Público en el caso Cooptación del Estado, por financiar de forma ilícita al Partido Patriota y de obtener millonarios contratos del Estado como forma de pago al apoyo de dicha organización. González y González también regaló una mansión de descanso, en Marina del Sur, en el Pacifico guatemalteco, a través de una red de testaferros por US$900,000.

 El único medio que dio amplia difusión a la declaración final de la XXII edición del Foro, fue el diario El Comercio, un medio de comunicación ecuatoriano que era considerado como el último bastión de la libertad de expresión en el país, pero que en 2015 fue vendido a Ángel González, quien a pesar de que no comulga con los medios escritos, lo adquirió a petición de Correa, con el fin de acabar con los medios de comunicación independientes en ese país.

 “El pueblo pidió a la CICIG”

 En contraste con las conclusiones del foro, los representantes de la izquierda guatemalteca como el diputado al Congreso Álvaro Velásquez, se desligan del acuerdo alcanzado en El Salvador y expresan apoyo a la CICIG.

“No suscribimos el acuerdo porque apoyamos plenamente a la CICIG y al Ministerio Público. Entiendo que el discurso de la izquierda exguerrillera teme que haya intervención en El Salvador, Nicaragua o Venezuela, pero no es para nada la realidad guatemalteca. Nosotros pedimos a este órgano para fortalecer el Sistema de Justicia en el país”, subrayó.

 En tanto que la activista Helen Mack dijo estar en desacuerdo con el documento suscrito por las izquierdas de América, ya que “el instrumento como tal no es intervencionista porque quien lo pidió y lo solicitó a las Naciones Unidas, fue el mismo país y fue aprobado por el Congreso”.

“Es un modelo híbrido que nació por los ataques que teníamos los defensores de Derechos Humanos que trabajamos por casos de memoria. No hay una cuestión ideológica sino de justicia”, subrayó Mack.

Carta a Bessy Ríos: Juntas son demasiado para este gobierno. De Paolo Luers

Bessy frente a CAPRES

Bessy frente a CAPRES

Paolo Luers, 30 junio 2016 / EDH

paolo luers caricaturaMuy querida Bessy:
Sos la persona más terca que conozco. Necia impulsiva, rebelde, irreverente, y absolutamente daltónica: sos de izquierda, pero no ves colores ideológicas cuando ves corrupción, abusos, represión.

Solo a una loca como vos se te ocurre ir sola, armada de un rótulo hecho a mano, a las 6 de la mañana para pararse frente a Casa Presidencial en protesta contra la decisión del presidente de zamparnos un 13% de aumento a nuestros recibos de luz. Y lo hacés sin perder tiempo: el día después del anuncio de este nuevo abuso de poder. Todos nosotros todavía tratamos de entender qué pasó, tal vez protestamos en Twitter o Facebook, tal vez expresamos nuestro malestar sobre una deliciosa taza de café latté, o tal vez todavía dormimos – pero vos ya estás parada frente a CAPRES, sabiendo que te van a echar encima la UMO. ¡Y te la echaron! Claro que sí, porque hay que cuidar al presidente, hay que garantizar la seguridad de la Casa Presidencial con sus secretarios, subsecretarios, asistentes y asesores ante la embestida de la protesta popular…

diario hoyAsí sos vos, Bessy: Precisamente porque sos de izquierda y tenés cariño y confianza al presidente, no dudás en reclamarle en público. Y si por esto te golpean o arrestan, así sea. Es la única manera que podés conciliar tus convicciones de izquierda con tus principios democráticos y tu compromiso como ciudadana.

Sos el cangrejo en el culo de la izquierda corrupta, acomodada, borrega. Un cangrejo que muerde y no suelta. Chingue que chingue. Así vos solita emprendiste la campaña contra el ministro de Economía, porque no puedes tolerar que tu presidente, a quien respetás tanto, tenga en su gabinete a gente tan incapaz y corrupta. La oposición, ARENA, la empresa privada no atacan a este ministro, porque lo ven como uno de ellos, como el mal menor – porque si lo quitan, tal vez asumiría la cartera de Economía un cuadro del Frente con todo su bagaje anticapitalista…

A vos te vale la teoría del mal menor. Vos ves el mal que tenés en frente y lo enfrentás, sin paciencia, sin táctica, sin medias tintas. Por esto, Bessy, te amo tanto, a pesar de tantas diferencias políticas e ideológicas que tenemos.

El lunes te vi en un Foro sobre las sistemáticas violaciones a los derechos humanos de la población más discriminada en este país: los gays, los transexuales, atacando sin misericordia a la indiferencia del gobierno y del Estado en general. Hiciste sufrir al pobre vicecanciller y al pobre fiscal general.

Y cuando yo, que soy otro necio, estaba en la mira de tus amigos de izquierda por mi defensa de la tregua y mi crítica a la militarización de la seguridad, promovida por tu presidente, vos fuiste la primera en defenderme. Vos sabés, igual que yo, que los necios e irreverentes tenemos que apoyarnos mutuamente.

Fernanda en el Masferrari

Tu mejor calidad: No tenés prejuicios. Sos roja, pero cuando la izquierda comete pecados, no tenés ningún reparo o asco de ir a la calle con gente que piensan diferente, pero que comparten el rechazo a la corrupción y el abuso autoritario. Así derrocamos, con gran protagonismo tuyo, pero igual de gente de la derecha, el fatal decreto 743 y todas las demás intentonas de domesticar o derrocar la Sala de lo Constitucional.

Cuando hace un año mi amiga Fernanda fui solita al redondel Masferrari con un rótulo que decía “Hartos de sobrevivir. ¡Queremos vivir!”, yo le dediqué una carta: “A veces la acción simbólica y desafiante de una sola persona tiene más impacto que una manifestación arreglada, coordinada, masiva y ordenada, con gente acarreada. Lo auténtico y espontáneo de tu acción la convirtió en una bofetada al gobierno.” Ella es de derecha, vos de izquierda. Ambas son admirables. Juntas serán invencibles e insoportables para los gobernantes.

Un abrazo,

44298-firma-paolo

 

 

 

Declaración Final del XXII Encuentro del Foro de São Paulo

Todos que en El Salvador se dedican a hacer política o análisis político deberían conocer este documento que describe el rumbo que el FMLN busca para nuestro país. Sin más comentario, reproducimos la declaración final del XXII. Foro de Sao Paulo celebrado en San Salvador.

Segunda Vuelta

26061680

Screen Shot 2016-06-28 at 11.38.48 PM26 junio 2016 / Sitio oficial del FMLN

  1. Screen Shot 2016-06-28 at 11.39.01 PMDel 23 al 26 de junio de 2016, el Foro de São Paulo realizó su XXII Encuentro en El Salvador, país gobernado desde hace siete años por el Frente Farabundo Martí para la Liberación Nacional, que el día primero de este mes celebró el segundo aniversario de la toma de posesión del compañero presidente Salvador Sánchez Cerén.
  2. En sus veintiséis años de vida, la plenaria del Foro sesiona por tercera vez en San Salvador. Protagonistas de una fecunda historia de luchas en las que resaltan figuras como Augusto C. Sandino y Farabundo Martí, los pueblos de América Central, junto con sus hermanos de México, América del Sur y el Caribe, no sólo hacen una significativa contribución al Foro, sino también a la formación del actual mapa político del subcontinente, poblado por combativos movimientos populares y por gobiernos, legislaturas y alcaldías de izquierda y progresistas.
  3. Los procesos y acontecimientos ocurridos y en desarrollo desde nuestro XXI Encuentro, celebrado en agosto de 2015 en la Ciudad de México, demuestran la certeza de los análisis, reflexiones y planes de acción que, por más de un cuarto de siglo, hemos realizado en este espacio de convergencia, debate, acción conjunta y solidaridad de los partidos, organizaciones y movimientos políticos de izquierda y progresistas de América Latina y el Caribe.
  4. La derecha continental subordinada al imperialismo norteamericano ha intensificado las acciones con las que pretende desmantelar los procesos de cambio social que se vienen desarrollando a lo largo y ancho de nuestro continente, en lo que se perfila como una contraofensiva imperial.
  5. La brutal ofensiva destinada a desalojar a las fuerzas progresistas y de izquierda de todos los espacios sociales, políticos e institucionales conquistados por ellas en buena lid, indican la necesidad de apurar en paso en la construcción de los nuevos paradigmas de la izquierda del siglo XXI. Es vital no perder de vista el carácter instrumental de cualquier sistema político como medio de legitimación del poder de clase, al margen de quien lo ejerza, lo cual fundamenta la necesidad de los cambios estructurales, no solo en el ámbito económico, al cual se suele hacer referencia de manera exclusiva, sino en el ámbito político, en cuanto al diseño del modelo, que nos debe llevar a una democracia que sea, participativa y protagónica, como instrumento del poder popular que asegura las victorias locales y nacionales. La izquierda debe definir estrategias para aumentar su presencia en la integralidad del poder político, avanzando en el cambio de la correlación de fuerzas en la institucionalidad del Estado, lo cual requiere no reducir la lucha política al Poder Ejecutivo. A la par de ello, los procesos revolucionarios y de cambio social en marcha en nuestro continente deben luchar por su perfeccionamiento y contra todo aquello que desde dentro de los procesos mismos, atente contra el avance de éstos. Por otra parte, a pesar de los grandes avances obtenidos, debemos identificar todo aquello que podríamos haber hecho hasta ahora y aún tenemos pendiente.
  6. Los gobiernos de izquierda en nuestro continente han logrado dar estabilidad social, política y económica a nuestras naciones, y han sacado de la pobreza a decenas de millones de familias, que se han librado así de la marginación, el desempleo, accediendo a la salud, la educación y oportunidades de desarrollo humano. Estas acciones afectan los intereses de las clases históricamente dominantes y del imperialismo, y por ello desean recuperar el control de los gobiernos por cualquier medio y regresar al viejo esquema autoritario y subdesarrollado que tanto les ha beneficiado. La profundización de los cambios sociales alcanzados por los gobiernos de izquierda y el fortalecimiento de las luchas políticas y sociales en aras de esos cambios, es la mejor manera de enfrentar y derrotar esa contraofensiva de la derecha y el imperialismo.
  7. Nuestros inmensos logros y los que están por venir, son parte del legado de todas las luchas históricas de nuestros pueblos por sus derechos, soberanía, independencia y autodeterminación. Como parte de la situación actual, debemos destacar la heroica victoria de la Revolución Cubana en su batalla de màs medio siglo frente a la agresividad del imperialismo norteamericano, con el reconocimiento de Estados Unidos de la derrota de su política hacia Cuba y con el inicio del proceso de normalización de relaciones entre ambos países, que sin embargo no será posible si no se pone fin al criminal bloqueo económico que ya ha sido declarado obsoleto por el propio gobierno estadounidense, y a la ilegal ocupación del territorio cubano por la base naval en Guantánamo.
  8. Una indudable victoria continental son los avances estratégicos para alcanzar la paz en Colombia en el marco del diálogo-negociación entre el gobierno colombiano y las FARC-EP, resultado de la heroica lucha de un pueblo combativo y tenaz, frente al terrorismo de Estado impuesto por una ultraderecha criminal y genocida. La paz en Colombia hará posible que todas las fuerzas populares, revolucionarias y progresistas de ese país logren avanzar unidas en la lucha política, garantizándoles la vida, los derechos civiles y la participación política a sus líderes y militantes. Hacemos un llamado al gobierno colombiano y al ELN a avanzar en el diálogo que permita dar conclusión final al proceso para alcanzar una paz definitiva en ese hermano país. Resaltamos el papel de apoyo y solidaridad de la comunidad internacional de apoyar el proceso de negociación y su decisión de involucrarse en el seguimiento y verificación de los acuerdos para su cabal cumplimiento.
  9. Manifestamos nuestro profundo rechazo a la militarización que se intenta restaurar en nuestro continente y propugnamos por la defensa de América Latina y el Caribe como zona de paz, tal como fue proclamada por la CELAC.
  10. En estos momentos, se presenta un desafío fundamental para los pueblos en lucha y para el movimiento revolucionario, que es la batalla en Venezuela, cuyo pueblo revolucionario encabezado por sus fuerzas organizadas ha demostrado una capacidad de lucha y resistencia pocas veces vistas en la historia de lucha de nuestros pueblos, frente a las embestidas brutales de la oligarquía apátrida y el imperialismo. La Revolución Bolivariana es una victoria permanente y estratégica en la lucha por la libertad de nuestros pueblos.
  11. Celebramos el triunfo de las fuerzas revolucionarias y progresistas por el rechazo del informe presentado en la OEA por el Secretario General de ese organismo, el cual vulneraria la soberanía y autodeterminación de este país. Respaldamos la iniciativa de diálogo promovida por el gobierno revolucionario venezolano encabezado por el Presidente Nicolás Maduro, el cual ha venido ganando cada vez más respaldo a nivel continental y mundial.
  12. Elemento esencial para preservar, ampliar y fortalecer la correlación de fuerzas favorables a las fuerzas políticas y gobiernos de izquierda y progresistas de América Latina y el Caribe, es la defensa de la integridad y la orientación popular, anti neoliberal, de los mecanismos intergubernamentales de concertación, cooperación e integración, a saber, la Alternativa Bolivariana para los Pueblos de Nuestra América – Tratado de Comercio de los Pueblos (ALBA TCP), la Unión de Naciones Suramericanas (UNASUR) y la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (CELAC).
  13. El proyecto del ALBA y PETROCARIBE ha sido y continúa siendo un ejemplo de la capacidad de los pueblos para ejercer la solidaridad, la complementariedad y avanzar unidos hacia un destino mejor. Es notoria la consolidación de los procesos de cambio en Nicaragua, El Salvador, Ecuador, Bolivia y Uruguay.
  14. Es de destacar en el caso de Nicaragua, el contundente y sostenido respaldo popular al FSLN y a su líder, el Comandante Daniel Ortega, candidato presidencial para las elecciones de noviembre en ese país, en las cuales el pueblo nicaragüense, seguro de su triunfo, ha dado una lección de soberanía al no permitir la tradicional intervención de las potencias imperialistas en los procesos democráticos de nuestros países bajo el disfraz de la observación electoral, la cual será ejercida por organismos legítimamente constituidos a nivel de nuestra gran nación latinoamericana y caribeña.
  15. La izquierda impulsa la transparencia, la honradez en el uso y manos de los recursos públicos y nos manifestamos en contra la pretensión de Estados Unidos, de arrogarse prerrogativas fiscalizadoras en el enfrentamiento a la corrupción, irrespetando la soberanía de nuestros pueblos mediante mecanismos inconstitucionales, como resultado de lo cual llama la atención que no han sido señaladas ni afectadas las figuras políticas vinculadas con la oligarquía, de donde provienen los más grandes actos de corrupción, lo cual es también un engendro del intervencionismo imperialista. El caso de la CICIG en Guatemala es emblemático en ese sentido, pero el propio pueblo guatemalteco ha demostrado que no se necesita la tutela imperial mediante organismos intervencionistas para enfrentar la corrupción, pues la garantía para eso es la capacidad de lucha de los sectores populares, siempre que se cuente con un movimiento revolucionario unido, organizado y a la altura de su misión histórica.
  16. Reiteramos nuestro compromiso con la defensa de la independencia, soberanía y autodeterminación de nuestros pueblos. Condenamos el colonialismo en su condición como máxima expresión de la dominación imperialista sobre nuestros pueblos, y apoyamos la lucha heroica del pueblo puertorriqueño por su independencia y el justo reclamo de Argentina por su soberanía sobre las islas Malvinas. El FSP se proclama continuador histórico del Congreso Anfictionico de Panamá, convocado por el Libertador Simón Bolívar, en la lucha contra todo vestigio de colonialismo y neocolonialismo y por la unidad de nuestros pueblos.
  17. A Bolivia le expresamos nuestro respaldo solidario e internacionalista militante de los partidos del Foro, y a la revolución boliviana en su lucha contra la guerra no convencional, antidemocrática y desestabilizadora. Exhortamos a los partidos miembros del FSP tanto de Chile como de Bolivia a seguir dialogando en aras de una solución negociada sobre la demanda histórica boliviana de una salida soberana al mar, en el marco del respeto al derecho internacional.
  18. El Foro de Sao Paulo rechaza los paraísos fiscales, la evasión tributaria y la opacidad del gran capital en cada país, perjudicando su desarrollo económico y social. Asimismo, respalda la iniciativa del Presidente Rafael Correa de llevar a la Asamblea General de la ONU el planteamiento de la eliminación mundial de la figura de paraísos fiscales y generar mecanismos de transparencia y responsabilidad financiera.
  19. En Brasil, el Golpe de Estado contra la Presidenta Dilma Rousseff es parte de la contraofensiva imperial que será derrotada por las fuerzas populares en todo el continente. Apoyados por los medios de comunicación, sectores del aparato del Estado y del poder económico nacional e internacional, han montado el juicio político en Brasil que es un golpe contra la democracia, los derechos sociales, la soberanía nacional y la integración de América Latina y el Caribe. El Foro de Sao Paulo expresa al pueblo brasileño su irrestricta solidaridad en su lucha que es de todo el continente, contra el golpe de Estado, por la democrracia y la defensa de las conquistas sociales del pueblo brasileño bajo los gobiernos del PT y sus aliados, encabezados por Lula y Dilma, y sumamos nuestra voz a todos aquellos que en todo el mundo, rechazan el ilegítimo gobierno golpista y demanda el retorno de la Presidenta legítimamente elegida.
  20. El Estados Unidos viven más de 55 millones de personas procedentes de América Latina y El Caribe que contribuyen al desarrollo económico, social de ese país. Un porcentaje significativo de las 11 millones de personas indocumentadas en Estados Unidos son de América Latina y El Caribe y el gobierno de ese país no ha cumplido su promesa de una reforma integral por los derechos de la población migrante, una parte de la cual sufre una crisis humanitaria, como es el caso de los niños y las niñas retenidos en las fronteras. El Foro de Sao Paulo motiva a los militantes y simpatizantes de sus partidos en Estados Unidos a que, como comunidad, se sumen a la lucha y demanda de sus derechos y denuncien la política injerencista del gobierno de Estados Unidos hacia nuestros países.
  21. Es necesario que el Foro de Sao Paulo fortalezca los esfuerzos por la construcciones de un frente político y social continental, integrado por movimientos políticos, sociales y populares de nuestra región, abarcando a amplios sectores de la sociedad, entre ellos aquellos que exigen el respeto a sus derechos personales y colectivo, como por ejemplo, sus orientaciones sexuales en el caso de los grupos LGBT, los sectores de la juventud, las luchas de género por la igualdad de derechos entre hombres y mujeres, los pueblos originarios, los afrodescendientes, que no necesariamente actúan partidariamente, pero que luchan en las calles por sus derechos y el ejercicio de sus expresiones culturales. Todos los partidos de izquierda debemos garantizar espacios en nuestras luchas y en nuestras estructuras a estos sectores.
  22. La cultura es hoy una de las principales armas de dominación de las oligarquías nacionales y de las grandes corporaciones que pretenden controlar el mundo y frenar todo proyecto emancipador. Es necesario fortalecer la batalla de las ideas en todas sus expresiones y a través de todos los medios. La lucha ideológica, cultural, mediática, resulta imprescindible para derrotar la invasión ideológica de las clases dominantes y así movilizar a los pueblos en la defensa de sus intereses. Debemos articular un frente de pensamiento contrahegemónico que incorpore sin prejuicios a nuestra lucha a personas y grupos de las más diversas filiaciones políticas.
  23. El Foro de Sao Paulo felicita al gobierno de El Salvador y al FMLN por sus logros, sobre todo por las efectivas políticas sociales, que han permitido reducir la pobreza, y el combate a la delincuencia, que ha mejorado el clima de seguridad. Estamos convencidos que el gobierno del FMLN seguirá profundizando los cambios iniciados desde su primera gestión, en el año 2009, en beneficio del pueblo salvadoreño.
  24. América Latina y el Caribe está en estos momentos y seguirá estando al frente de la lucha de los pueblos por una sociedad con justicia y libertad, sin explotación ni opresión; una lucha en la cual los pueblos, sus organizaciones políticas y sociales, y los gobiernos que defienden los intereses populares, se enfrentan a las más poderosas fuerzas del mundo, pero cuyo poderío económico y militar no podrá contra el poder de la razón, de las ideas, y de los más altos valores de la humanidad, que como proclamaba la Revolución Cubana en la Segunda Declaración de La Habana, “ha dicho BASTA y ha echado a andar…” Seguiremos construyendo el poder popular para asegurar las transformaciones económicas, sociales y políticas de los pueblos de América Latina y El Caribe.

Eduardo Montealegre: “Me preocupa mucho que en este país se piense ya en una confrontación”

El líder opositor nicaragüense Eduardo Montealegre analiza sus opciones ahora que no puede participar en las presidenciales de noviembre.

El líder opositor nicaragüense Eduardo Montealegre. CARLOS HERRERA

El líder opositor nicaragüense Eduardo Montealegre. CARLOS HERRERA

Carlos Salinas, 29 junio 2016 / EL PAIS

el paisEduardo Montealegre (Managua, 1955) se queja de no haberse preparado mejor para la sesión de fotos posterior a la entrevista. Vestido con una camisa color rosa de manga corta, el líder de la oposición nicaragüense posa delante de grandes imágenes de idílicas playas del sur del país. La fotografía es una de las aficiones de este político que un día aspiró a convertirse en presidente de este convulso Estado centroamericano. Montealegre se devana los sesos para entender qué opciones tiene su formación política, ahora que no puede participar en las presidenciales de noviembre: un fallo de la Corte Suprema le ha despojado de la representación legal de su partido, el Liberal Independiente (PLI) y ha invalidado invalida las candidaturas de los también opositores Luis Callejas y Violeta Granera.

El presidente Daniel Ortega, que controla todos los poderes, les ha reducido a un movimiento inocuo, con una gran parte del electorado desilusionado con la política y con una mayoría de la población apremiada en la supervivencia diaria. Sin una estrategia clara por parte de la oposición para hacerle frente, Ortega tiene todas las cartas a su favor.

Pregunta. ¿Qué opciones le quedan a la oposición?

Respuesta. Si Ortega no reflexiona, me preocupa mucho que en este país la gente ya esté pensando en una confrontación, no de disturbios callejeros, sino una confrontación de hecho para sacarlo del poder.

P. ¿Quiénes piensan en eso?

R. Mucha gente lo dice. Nosotros no estamos de acuerdo con esa alternativa. Creemos que Ortega debería reflexionar.

P. ¿Qué acciones tomarán ahora que la vía electoral está descartada?

R. Esta es una lucha que apenas comienza, que no se va a terminar en noviembre con las elecciones. Nos corresponde buscar alternativas, salidas democráticas, para no tener que repetir lo que ha pasado en este país después de una farsa electoral, porque cada vez que hay una farsa electoral viene la confrontación, el derramamiento de sangre. Esta vez todos tenemos que poner nuestro esfuerzo para encontrar esa salida.

P. Tras las elecciones de noviembre, el presidente Ortega controlará totalmente el Parlamento. Ustedes pierden ese espacio…

R. Sí. Lo que tenemos que hacer es aprender de la historia. En 1974, en tiempos del somocismo, el país estaba en una situación muy similar a esta. Somoza quería continuar en el poder, no había reelección, había hecho un cambio en la Constitución y venían las elecciones. La oposición decidió no participar, por lo que esas elecciones fueron una farsa electoral. En este caso, Ortega no nos está dejando participar y lo que va a haber, si no nos deja participar, es otra farsa electoral. Lo que quisiera es que la solución no sea la que se dio cinco años después, cuando hubo una confrontación armada, una revolución, 50.000 muertos y la destrucción de todas nuestras bases económicas y sociales.

P. ¿Diría que Nicaragua vive una nueva dictadura?

R. Absolutamente. Cuando tienes a alguien que controla el poder legislativo, el poder judicial, el electoral, la Policía, el Ejército y hacen lo que él dice, ¿cómo le llama a eso?

P. El sector privado de Nicaragua mantiene una buena relación con el Gobierno. ¿Qué esperan de los empresarios?

R. No he hablado con ellos. El presidente del Consejo Superior de la Empresa Privada (Cosep), José Adán Aguerri, dijo que la decisión de la Corte Suprema en relación a quitar la representación legal del PLI era grave. No sé si van a hacer algo al respecto. Creo que para su propio bienestar es mejor que yo no me meta a hablar con ellos de eso, porque es obvio que Ortega las tiene contra mí.

P. ¿Un asunto personal, no político?

R. No personal. Él sabe que no he sido como [el expresidente] Arnoldo Alemán [1997-2002 y acusado por corrupción], que no me he entregado, que no me he doblegado. Eso le molesta, porque a ninguno de estos caudillos le gusta que uno se le plante.

P. ¿Qué dicen sus bases en las zonas rurales del país, la mayoría campesinos?

R. Hay una gran molestia. Algunos están dispuestos a ir más allá de lo que a nosotros nos gustaría, porque queremos una salida cívica, democrática.

P. ¿Qué les dice usted frente esa molestia?

R. No los voy a detener. Pero no quisiera ver a mis compatriotas confrontados otra vez en una guerra fratricida.

P. ¿Es imposible el diálogo?

R. El problema es que Ortega busca dialogar para ver cómo se entienden dos personas. Yo busco un diálogo para beneficiar a seis millones de nicaragüenses, para que haya respeto a la institucionalidad, a las leyes, a la Constitución, a los derechos humanos, al voto de cada ciudadano. Me gustaría pensar que Ortega medita que la salida para Nicaragua es acabar con el caudillismo y que él quiere ser el último caudillo. Porque esa es la única manera de acabar con el caudillismo, como lo acabó Franco en España o Pinochet en Chile. No pierdo la esperanza de que Ortega piense que él es el último caudillo. Y que después de eso surja un nuevo país.