El ministro de Hacienda tiene razón, pero… Del Centro de Estudios Jurídicos

El ministro de Hacienda tiene razón: las contribuciones especiales no son impuestos. Hay tres tipos de tributos: los impuestos, las tasas y las contribuciones especiales. En el caso de las contribuciones especiales, estas se caracterizan porque el pago que realiza el contribuyente va directamente a financiar una obra o un servicio en particular.

centro estudios juridicos CEJCentro de Estudios Jurídicos, 29 sept. 2015 / EDH

La Sala de lo Constitucional ha dicho que no debe confundirse a la contribución con ciertos impuestos que pudieran establecerse en virtud del incremento de valor que algunos bienes pudieran experimentar, ya que la contribución especial es una prestación pecuniaria creada por el Estado, con carácter obligatorio, a cargo de personas naturales y jurídicas por el beneficio especial que cierta o potencialmente percibirán en virtud de la realización de una actividad u obra estatal de interés general”. Por ello y hasta ahí, el ministro tiene razón.

Pero el funcionario no puede pretender que el debate respecto a la naturaleza y denominación correcta del tributo eluda el debate de fondo respecto a la conveniencia del tributo que él propone.

Funcionarios del gobierno pasaron de señalar que la crisis de inseguridad era una percepción a reconocer su carácter real. Luego de ese cambio de discurso han dicho que para enfrentar esa –ahora real– crisis de inseguridad, necesitan $2,100 millones; monto que surge del Plan El Salvador Seguro, en el que se identifican una serie de medidas y su respectivo monto de inversión, como incremento de la presencia del Estado en municipios prioritarios, mejoramiento de infraestructura de centros de privación de libertad; y así.

A los contribuyentes, que serán quienes pagarán esas cuentas, se les han expuesto medidas de un carácter muy genérico, y se les dice cuánto deben de pagar por ellas; punto. No se ha hecho público ni se ha sometido al debate ciudadano el detalle de donde surgen tales estimaciones.

Por otra parte, los funcionarios piden más dinero sin ofrecer un sistema serio de evaluación de resultados. El Plan El Salvador Seguro ofrece resultados ambiguos que no garantizan nada. Es retórico decirle a los ciudadanos que a cambio de los millones que contribuirán les darán un sistema de investigación criminal y justicia penal articulado y efectivo que goza de la confianza de la ciudadanía. ¿Qué es eso? ¿Dónde están los datos mesurables?

La idea de que entregándole más dinero a los funcionarios de turno los ciudadanos tendrán mas seguridad ha generado escepticismo. Aquí un ejemplo de por qué ha ocurrido eso. En el año 2009 el presupuesto del ramo de seguridad pública y justicia era de $265.3 millones. En el año 2015 es de $422.7 millones. El presupuesto actual de ese ramo representa el 159.3 % del que tenía en 2009.

Al actual ministro de Justicia y Seguridad Pública los ciudadanos le han entregado $157.4 millones más de lo que le dieron a su predecesor. ¿Qué resultados ha habido? ¿Darles más dinero a los funcionarios ha resuelto el problema de inseguridad? ¿Estamos mas seguros que en 2009? ¿Qué nos garantiza que hoy, entregándoles $2,100 millones a los funcionarios, las cosas serán distintas? No todos los problemas se resuelven “entregándoles más dinero”.

Pero además, consideramos que no resulta conveniente imponer un nuevo tributo o “contribución especial” a la ciudadanía, sobre un insumo tan relevante que forma parte de la canasta básica como lo es la telefonía, sin que antes exista un planteamiento serio sobre cuál será la estructura del plan a ejecutar así como una detallada explicación sobre el destino de los fondos. Caso contrario, este dinero pasará a formar parte de los millones que previamente ha contado el Estado y que no han generado resultados favorables y medibles para la población en materia de seguridad. No queremos más tributos para tener más de lo mismo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .